miércoles, 17 de marzo de 2010

Ni el 9 de Brasil ni el 9 de España

Quedamos apeados de la liga de campeones de la forma mas cruel y que es con un fallo de nuestro Palop al saque de una falta lejana, y no quiero decir que por eso haya que crucificarle ni echárselo en cara !!Por favor NO¡¡ simplemente me limito a decir lo que ocurrió.
La eliminatoria ya se empezó a perder en el minuto 2 cuando el 9 de Brasil dispara a bocajarro contra el muñeco, en un centro de Navas, cuando estaba solo ante el guardameta del equipo ruso, y digo se comienza a perder porque a partir de ahí el que se supone debe meter los goles, o por lo menos uno de ellos, no hizo mas nada, bueno si deambular por el terreno de juego sin crear peligro alguno ante la puerta del CSKA.
El Sevilla jugaba, tenía el balón pero los centros al área quedaban huérfanos de rematador o eran rechazados por la defensa. El equipo ruso se adelantó tras un saque de banda precedido por una perdida infantil de balón del lituano Stankevicius, al que tampoco quiero hacer responsable, y que ya en la jugada Drago, el grande Drago, no consigue cortar dejando a Necid franco para el disparo que bate a Andrés Palop con un ajustado balón a la cepa del poste de la portería de Gol Sur.
El Sevilla lejos de asustarse se va arriba y en dos minutos empata por medio de Perotti a centro, de quien va a ser, del incombustible Jesús Navas, que en una jugada de tres toques, saque de Palop centro a la primera del palaciego ya dentro del área que deja al Argentino solo ante el cancerbero y que tras controlar con su zurda bate por bajo poniendo el empate en el marcador.
Ya en la segunda parte el Sevilla tiene ocasión de ponerse por delante en el marcador Perotti no llega con la cabeza, a remachar por centímetros, a un remate desviado de Kanoute que salió tras el descanso sustituyendo a Capel. En la siguiente jugada Navarro corta en ataque ruso y al saque de la falta, Honda de tiro libre directo hace el 1-2 que a la postre sería definitivo. A partir de ahí el Sevilla no crea peligro frente a un ordenado CSKA que finalmente nos vuelve a dejar apeados de la Champions. Destacar el trabajo de Kanoute ayudando a Navas por la derecha, al propio Navas que con Perotti movieron al equipo y sin duda alguna el mejor de la noche Didier Zokora, que no "Zokorá", que fue omnipresente cortando en defensa subiendo en ataque y duplicándose en el trabajo de medio campo.
Ni el 9 de Brasil ni el 9 de España aparecieron para llevar a cuartos a nuestro Sevilla y lo peor que tampoco están apareciendo en liga, personalmente espero que en el mundial, punto de mira de ambos, se salgan del pellejo y se los lleven dejando en las arcas del club buenos dividendos.
A los muchachitos que juegan en las matinales de los domingos o en la hora del café de los sábados, tirapetardos profesionales, decirles que sigan así, con su estilo y con su liga que es de traca.


A la prensa carroñera de esta ciudad desearle el triple de suerte que le quiere para el mejor equipo de esta nuestra ciudad, y recomendarles una película "Malditos Bastardos".
Ahora toca levantarse y no dejar que lo ocurrido ayer nos repercuta en la liga. ¡¡Grande Sevilla!!

6 comentarios:

  1. Triste lección de humildad la que nos ha dado un CSKA que se presuponía inferior a nuestro Sevilla.
    ¿Se puede pasar una elminatoria de Octavos de Champions League sin delanteros?
    Difícilmente, ¿verdad?
    No me agradó el cambio de Renato por Negredo pero viendo el plan de Luís Fabiano entiendo que Jiménez tuviera que quemar las naves e intentar atosigar en el área rusa.
    Estoy tremendamente dolida, pero no por esta eliminación, si no por la forma en que se ha producido y por la reacción de ciertos aficionados ¿soberanos? (que le pregunten a Monchi por al afición soberana viendo cómo un energúmeno agredía a su hijo, QUÉ VERGÜENZA).
    De bajuno y cobarde el acoso a Manolo Jiménez en rueda de prensa por parte de algún impresentable al que no pienso nombrar para no manchar el blog de mi peña.
    Tengo miedo por lo que queda de Liga. Cuando la falta de garra llega también a una eliminatoria tan importante da que pensar. Espero que los partidos que nos quedan ante equipos "asequibles" se resuelvan a favor y podamos mantener el cuarto puesto o alcanzar incluso el tercero.
    Sigo estando orgullosa de hasta dónde hemos llegado pero me siento incapaz de mostrarme más optimista, realmente me preocupa el fin de temporada.
    Todos mis respetos al Sr. Zokora, como al resto del equipo, a excepción de los internacionales a los que hace colación este post porque creo que no están con nosotros.
    Nosotros sí estamos contigo Sevilla, SIEMPRE!!!

    ResponderEliminar
  2. Hola. Es la primera vez que escribo por aquí. Se que estáis jodidos, igual que yo. Sin embargo no estoy de acuerdo con vuestra crónica, qué le vamos a hacer. Hay que tenerlos "cuadraos" para señalar a los delanteros. ¿Qué hacen si no les llega una pelota ni medio encondiciones? Dices que ya no os fiáis ni en liga, lógico, la endencia es a ir de mal en mucho peor.
    Yo, al contrario que vosotros, señalo al señor del banquillo, que para algunos siempre sale de rositas, y a dos señores que se sientan unos pocos metros más arriba del banquillo en preferencia y que tienen que volver a ponerse las pilas si no quieren echar por tierra este magnífico proyecto que levantaron.
    Y aunque vea las cosas diferentes a vosotros, ánimo, que al fin y al cabo es un juego....ahora, no veas como duele. Un salu2.

    ResponderEliminar
  3. por cierto, os voy a agregar en mi blog. Ah, a ver si os pasáis el lunes por Radio Estilo, que se que no pudísteis el lunes. Bye.

    ResponderEliminar
  4. Hola Manuel me alegra verte por aquí, espero que nos visites con asiduidad.
    Muchas gracias por tu invitación a tu programa, a ver si la próxima vez podemos acudir alguno de los dos.
    Me encantará debatir contigo cara a cara alguna vez pero mientras tanto... ¿De verdad crees que anoche Luís Fabiano hizo algo para ayudar al equipo? Yo creo que no.
    De acuerdo que, como ya he comentado antes, no me pareció lo más oportuno meter a otro delantero que solo provocó que se estorbaran entre ellos y eso fue decisión del entrenador pero sigo pensando que debe ser muy difícil encontrar un patrón de juego cuando los efectivos (concretando en la delantera por ejemplo) no están al nivel requerido.
    El hecho de que nuestros tres delanteros no hayan marcado en los 5 últimos partidos ¿es culpa del entrenador? ¿Cómo hay que jugar para que les llegue el balón? Me parece que la delantera estaba bastante arropada con jugadores que otrora no tuvieron que destacar tanto porque el protagonismo se lo llevaban los que marcaban los goles.
    Si ampliamos las miras y recordamos las declaraciones de Negredo después de perder contra el Madrid, me pareció poco menos que sorprendente que declarara haberse sentido solo arriba. ¿Cuántos compañeros necesita para hacerle el trabajo?
    Sigo pensando que Luís Fabiano y Negredo no están con nosotros y no es de ahora pero anoche quizá esperábamos que la actitud fuera otra y la motivación de un partido de Champions los despertara del letargo.
    En fin, seguro que hay muchas más circunstancias de las que conocemos para que ocurran estas cosas pero yo estoy segura de que los señores que se sientan el palco no están de brazos cruzados.
    Gracias nuevamente por visitarnos y espero que el lunes en la radio se pueda comentar la victoria contra el Espanyol.

    ResponderEliminar
  5. Eva, yo puedo estar de acuerdo en que un jugador, dos, incluso tres puedan estar mal, es lógico y normal. Ahora bien, cuando el que está mal es todo el equipo (y no voy solo por anoche) salvo Palop, Navas y Drago, eso no es casualidad, eso es culpa del entrenador lo mires por donde lo mires.

    ResponderEliminar
  6. Tampoco estuvo mal Zokora, ni Perotti, ni Capel...
    Mira Manuel, yo he dicho en más de una ocasión que mi forma de sentir el sevillismo va más allá de Jiménez pero sí tengo claro que con él podemos volver a entrar en Champions y ganar la Copa del Rey.
    Así que dejaré que las personas que realmente saben de ésto decidan, aunque creo que será el propio entrenador quien deje el puesto después de esta temporada.
    Yo, personalmente no tengo los conocimientos como para discernir qué porcentaje de culpa tiene cada uno pero no creo que ciertos jugadores no puedan dar más de lo que dan a pesar del entrenador.
    Porque no creo que Jiménez le dijera ayer a Luís Fabiano: "tú tranquilito ¿eh? no corras mucho ni entres al balón no te vayas a romper algo".
    En fin, hasta que acabe la temporada creo que tendríamos que hacer piña para llegar a los objetivos y si en Mayo se destituye al entrenador o éste decide dejarnos habrá tiempo de analizar lo bueno y lo malo que hizo y compararlo con el que venga. Porque eso aquí nos gusta tela.

    ResponderEliminar