lunes, 7 de diciembre de 2009

Sin acierto ante la portería rival

Segundo empate consecutivo en casa cuando pensábamos que el tener dos partidos seguidos en el Sánchez-Pizjuán nos haría reafirmarnos en los puestos Champion.

Aunque es cierto que el equipo tuvo oportunidades para poder haber remontado el resultado hay que ser honestos y reconocer que no lo mereció.




Se desperdició el primer tiempo y se dejó al Valladolid que anulara las bandas y se hiciera el dueño del centro del campo. Llegó el gol de ellos y se acabó el jugar al fútbol. Sacaron sus armas y nos tuvieron donde quisieron. A excepción del penalty que les arrebató dos puntos, no supimos ser superiores a un equipo con diez jugadores que tuvo por principal táctica la pérdida de tiempo.




Hubo ocasiones en las botas de Perotti, Luís Fabiano y Koné que hubieran sido más fácil aprovechar que perder.




Sí hay que recalcar que con la salida de Romaric al césped, el Sevilla tuvo más el balón en el centro del campo pero los delanteros estuvieron desafortunados y no se pudo llegar a la victoria.


También a destacar la espectacular actuación de Drago en el segundo tiempo robando de forma exquisita un balón que se encarrilaba a portería.


Como ya no se puede dar marcha atrás y los dos puntos se quedaron en el camino, vamos a pensar que con este mismo resultado podemos ser primeros de grupo en Champions ;D

1 comentario:

  1. Lo peor fue la actitud del equipo en la primera mitad.
    Lo mejor el acompañamiento que tuvo J. Cabrera en el post-partido :D
    Ante el Rangers hay que ganar si o si para disipar dudas
    Un abrazo

    ResponderEliminar